frecuencia respiratoria parámetros

Los signos vitales son parámetros de medición que permiten establecer las condiciones fisiológicas de una persona y valorar así el bien funcionamiento corporal de forma superficial. De forma general se establece que la humanidad posee cuatro signos vitales, los mismo reflejan el funcionamiento del corazón, el cerebro y los pulmones, siendo estos los órganos principales para el buen funcionamiento del cuerpo.

La frecuencia respiratoria es uno de los signos vitales empleados para determinar o calificar una buena condición de salud, las alteraciones del mismo pueden expresar alteraciones en la salud y por ello es necesario conocer los parámetros entre los cuales se maneja una frecuencia respiratoria adecuada y es esto de lo que hablaremos en este post.

 ¿Qué es la Frecuencia respiratoria?

Entre los cuatro signos vitales la frecuencia respiratoria es la menos conocida, para determinar la condición de salud a través de este signo vital, el profesional debe cuantificar cuantas respiraciones se realizan por minuto y con ello determinar si se encuentra dentro de los parámetros normales.

La valoración de la frecuencia respiratoria es sumamente importante cuando queremos determinar la condición de un paciente que posee una condición cardiaca o pulmonar deficiente y será un aliado que puede permitir prestar apoyo en el momento adecuado.

Para poder establecer que un paciente se encuentra en buenas condiciones o al menos su frecuencia respiratoria es la adecuada es necesario conocer cuál es el parámetro de normalidad, es decir cual es el promedio de reputaciones que debe realizar una persona en un minuto.

El aumento de respiración es por minuto es una condición que se conoce como taquipnea y su presencia es debido a la falta de oxígeno, por su parte cuando la frecuencia respiratoria está por debajo de los parámetros normales se le conoce como bradipnea.

Frecuencia respiratoria parámetros

Es importante saber que los parámetros de frecuencia respiratoria normales al igual que los otros signos vitales puede considerarse normal de acuerdo a la edad. Es decir que la frecuencia respiratoria que se considera normal en un adulto no será lo mismo en un niño. Por esta razón damos a conocer el rango de normalidad de acuerdo a la edad.

Parámetros normales en recién nacidos

La frecuencia respiratoria en un recién nacido se considera normal cuando se encuentra entre los 30 y 80 ciclos por minutos.

Parámetros normales en lactantes

Superada la etapa del nacimiento y cuando el pequeño ya no es considerado un recién nacido la frecuencia respiratoria disminuye de forma significativa. Para los lactantes de menor edad la frecuencia oscila entre los 20 y 40 ciclos por minuto. En el caso de los lactantes mayores el ciclo oscila entre 20 y 30 ciclos por minuto.

Parámetros normales en niños

Cuando la edad del niño oscual entre los 2-4 años los parámetros de frecuencia respiratoria deberán encontrarse entre 20 y 30 ciclos por minuto, en el caso de niños entre los 6-10 años su frecuencia respiratoria deberá ser entre 20-25 ciclos por minuto.

Parámetros normales en adultos

En un adulto la frecuencia respiratoria debe oscilar entre los 12 y 20 ciclos por minuto. Por encima de los 11 años se considera una frecuencia respiratoria normal el parámetro antes mencionado.

Medición de la frecuencia respiratoria

Aunque parece un procedimiento realmente simple poder establecer cuantas inspiraciones y espiraciones realiza un paciente por minuto, al momento de la práctica es necesario no informar al paciente la tarea que se está llevando a cabo, esto debido a que al conocer la información fácilmente puede conllevar a alteraciones y por lo tanto conducir a lecturas erróneas.

Los profesionales de la salud suelen aplicar esta técnica: durante la medición de la frecuencia cardiaca,  al finalizar mantiene la posición y realizan el conteo de respiraciones, de esta manera el paciente no se percata de lo que está ocurriendo y el resultado es acorde a la condición del paciente.

En algunos casos, especialmente cual la respiración del paciente es débil será necesario recurrir aun estetoscopio para poder realizar esta medición.

Saturación de oxígeno

La saturación de oxígeno es un valor que establece los niveles de oxígeno presentes en la sangre y es un parámetro al cual hay que prestar especial atención cuando de pacientes con problemas respiratorios se habla. Usualmente la saturación de oxígeno en la sangre debe encontrarse entre un 95% y 100%, estos valores indican que la sature cuenta con la cantidad de oxígeno adecuada para garantizar un buen funcionamiento.

Cuando estos galos se ven reducidos y se presentan valores inferiores al 90% estamos no resiente ante una patología llamará hipoxemia, el cual se refleja con dificultad respiratoria lo que a su vez genera un aumento de la frecuencia respiratoria, cuando estos valores alcanzan el 80% se está presente ante una hipoxia severa.

Afecciones generadas por cambios en la frecuencia respiratoria

Imagen5

Cuando la frecuencia respiratoria se encuentra fuera de parámetros normales estamos ante la presencia de la taquipnea o la bradipnea.

Taquipnea:

Consiste en un aumento de la frecuencia respiratoria por encima de los parámetros normales, en adultos cuando se encuentra por encima de las 20 inspiraciones por minuto. En el caso de los niños este valor es superior y durante el crecimiento van disminuyendo. Cuando se presenta la taquipnea especialmente en niños, este puede ser un indicio temprano de la presencia de patologías respiratorias como la neumonía.

Bradipnea:

Consiste en la disminución significativa de la frecuencia respiratoria, si estas se encuentran por debajo de las 12 respiraciones por minuto en caso de los adultos y 30 respiraciones en el caso de los niños. Esta afección se presenta usualmente ante problemas graves como exposición a sustancias tóxicas, padecimientos severos o por inducción controlada a través de tratamientos farmacológicos.

De igual forma puede presentarse en situaciones de bajo o nulo riesgo como en momentos de descanso y sueño, de igual forma algunas personas que realizan actividades físicas de alto nivel de forma recurrente pueden presentar bradipnea.

En ambos casos y ante la presencia de un cambio en los parámetros de frecuencia respiratoria será necesario determinar el causante y con ello la solución para evitar mayores daños a futuro dependiendo del causante de la anomalía.

Deja un comentario